Préstamos Quirografarios – IESS

Los préstamos quirografarios (IESS) y todo lo que necesitas saber sobre ellos:

¿Quién puede pedir un Préstamo Quirografario?
¿Dónde podemos pedir Préstamos Quirografarios?
¿Montos Máximos de un Préstamo Quirografario?
¿Cuáles son las Garantías Exigidas?
Alternativas para Préstamos Quirografarios
 

Ofreceremos toda la información de este tipo de financiación y todo lo que pueda estar relacionado de algún modo con este servicio. Estos préstamos quirografarios vendrán muy bien en momentos concretos cuando lo que pretendemos es comprar algo y/o necesitemos algo de liquidez, no dejes de conocer cada detalle y ante cualquier duda no esperes en escribirnos.

Características de los préstamos quirografarios – IESS

Son créditos los préstamos quirografarios donde no debe aparecer ninguna vivienda como aval o propiedad, sólo hay un acuerdo entre acreedor y deudor y mediante su firma en algunos pagarés específicos que tienen una fecha de vencimiento muy concreta, esto quiere decir que sólo existe la obligación suscrita al pagaré.

En el periodo de tiempo que transcurre cuando se pide el crédito, se tendrá que ir devolviendo el préstamo junto con unos intereses que son creados durante este tiempo y que deberá pagarlo quien haya pedido el préstamo. Debemos tener en cuenta que estos intereses son altos y es uno de los motivos por el que los préstamos quirografarios se suelen utilizar por motivos muy concretos.

Los préstamos quirografarios (IESS) podemos decir que son un tipo de financiación al que podemos optar cuando creemos o estamos seguros de que podemos devolver todo el préstamo a corto plazo.

No obstante, el que no haga falta en estos préstamos que aparezca una vivienda como aval, no significa que no deba aparecer una persona que se haga responsable de devolver el dinero en caso de que no sea devuelto en los plazos que se hayan pactado.

Los solicitantes de los préstamos quirografarios suelen ser personas, pero también pueden ser empresas, bien sea porque necesitan adquirir alguna mercancía o simplemente porque necesitan un incremento de capital. En situaciones de urgencias, pueden ser de gran ayuda estos préstamos.

De cualquier manera, deba aparecer o no una vivienda como aval, lo que si es necesario es acreditar de alguna forma, que se puede devolver el dinero juntos con sus intereses. Lo normal, es acreditarlo con el sueldo que se percibe o en tal caso, con la pensión que estemos recibiendo, menos las retenciones que a efectos legales puedan realizarse.

Los requisitos necesarios para acceder a los préstamos quirografarios pueden variar, ya que cada entidad puede tener sus propios requisitos, aún así, lo normal es que quieran acceder al historial y a las finanzas de la empresa o de la persona que lo solicita.

¿Cuándo pedir un préstamo quirografario – IESS?

Una de las situaciones que suelen ser más frecuentes a la hora de solicitar estos préstamos quirografarios es por motivos de deudas donde el solicitante necesita pagarlas. Otros ejemplos de situaciones donde se podría optar por solicitar este tipo de financiación son:

  • Reformas para el hogar.
  • Comprar un vehículo.
  • Gastos varios relacionados con la salud.
  • Compra de aparatos domésticos.
  • Liquidez destinada a educación.

Si nos fijamos, en todas estas situaciones podemos hacer frente en poco tiempo a la devolución del dinero, sobre todo para no cargar con los elevados intereses que se podrían generar a largo plazo.

Es muy importante y no debemos olvidar, consultar todas las condiciones para las personas que solicitarán los préstamos quirografarios, tanto las condiciones que se establecen para los préstamos en una relación contractual entre los deudores y los acreedores, como todo tipo de detalle acerca de esta operación financiera.

Un pagaré es una declaración de obligaciones donde el deudor se compromete a pagar a la entidad o la persona beneficiaria con la que contrae la deuda una determinada suma de dinero en un plazo que se ha acordado por ambas partes.

¿Qué es un Acreedor Quirografario – IESS?

Debemos saber que los préstamos quirografarios son aquellos que no tienen garantías reales de pago, sólo queda que el deudor garantice devolverlo con su patrimonio. Por ese motivo, el acreedor en los préstamos quirografarios es la persona que tiene garantía de que va a recibir el pago pero no de cómo va a recibirlo, es decir, no tiene una garantía específica.

Es por ello que el acreedor tiene derecho sobre los patrimonios que posea la persona adeudada. “Quiro” es un término que viene de la palabra griega “mano” y que en la actualidad hace referencia a todos los compromisos que no están avalados por algún notario o que no están de forma legal, sino que la obligación queda asignada entre el deudor y el acreedor.

El acreedor de los préstamos quirografarios tiene un derecho que es el poder de embargar todos los bienes al deudor, excepto los que sean bienes irrenunciables. A lo que se refieren con bienes irrenunciables, es a todos los bienes que no se pueden vender ni ceder a otra persona de forma legal. Un ejemplo de esto serían los inmuebles que nos han donado o que hemos adquirido por sucesión testamentaria.

Estos acreedores de los préstamos quirografarios pueden tener acceso a todos los bienes del deudor pero hasta un límite, y ese límite es que la suma de todos los bienes dé como resultado la cantidad que le hemos prestado.

El periodo de tiempo que tiene el deudor para pagar los préstamos quirografarios al acreedor, es el que se ha concertado por ambas partes. Aunque el plazo de la devolución sea variable, se suele fijar teniendo en cuenta los ciclos de operaciones de las actividades empresariales a las que se dedique el deudor. Ese ciclo de operaciones es todo el proceso de la actividad, desde que se inicia la producción del bien o servicio prestado, hasta que llega al consumidor final (Que puede ser tanto empresas como profesionales).

Por ejemplo, una empresa que se dedica a fabricar mesas, podría optar por los préstamos quirografarios y solicitar uno para poder comprar cargamentos de madera, y una vez que se haya trabajado, cortado, lijado y clasificado por piezas, se comienza a construir las mesas. Una vez que hayamos acabado, pueden ser transportadas por nuestra propia empresa o por servicios de terceros, al local que las venderemos, recibiendo el precio acordado. Cuando la empresa consiga recibir los ingresos suficientes, será el momento de devolver el préstamo.

Un único deudor quirografario y varios acreedores

¿Qué ocurriría cuando un deudor tiene varios acreedores de préstamos quirografarios? ¿Tendría más derechos el que primero haya ofrecido el préstamo?.

En lo legal, todos los acreedores deben tener las mismas exigencias sobre las obligaciones del deudor, por lo menos hasta que el pago quede solventado completamente.

Sin embargo, sólo en el caso de que todo el patrimonio del deudor no llegue a cubrir la deuda, es decir, que no sea lo suficiente para pagar a todos sus acreedores, este patrimonio se prorrateará a partes iguales entre todos los acreedores que haya, al menos que uno de éstos exija una proporción mayor por algún un motivo legal.

IESS Quirografario

El IESS Quirografario es uno de los organismos con mayor popularidad: el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, conocido como “IESS” en lo que se refiere a los préstamos quirografarios. Para ser más claro, el IESS se encarga de poner a disposición de la gente jubilada y de los afiliados pensionistas de viudedad estos préstamos quirografarios. En los casos de las personas jubiladas, tomaremos como promedio la base de la pensión de los últimos 3 meses que hayan pasado al momento de solicitar el préstamo.

Sin embargo, los intereses a los que deberán enfrentarse los solicitantes de los préstamos quirografarios son los que corresponden a la Tasa Activa Referencial, la cual publica a principios de cada semana el Banco Central de Ecuador.

Para poder recibir los servicios y prestaciones del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, el afiliado deberá estar al día con todos sus pagos. Las personas que tienen derecho a afiliarse al IESS serán todos aquellos trabajadores que prestan sus servicios a entidades tanto públicas como privadas.

Requisitos del IESS para los préstamos quirografarios

Según establece el IESS; las personas o entidades que soliciten los préstamos quirografariodeberán acreditar que reciben algún tipo de pensión del propio IESS o que tienen ingresos estables. También deberán de registrar unas aportaciones mínimas de 36 y continuar con las últimas 6 aportaciones seguidas.

Además, es muy importante que los solicitantes no tengan ninguna clase de obligación vencida o pendiente con el IESS.

Por otra parte, debemos mencionar que para solicitar los préstamos quirografarios es necesario un tipo de documentación del IESS. Los solicitantes también contarán con una clave personal que les permitirá acceder a la plataforma y desde ahí, poder realizar los trámites que deseen en la web (www.iess.gob.ec).

Además, tendrán en el Sistema Financiero Nacional, una cuenta activa que contará con el visto bueno del IESS.

Derechos contraídos en los Prestamos Quirografarios – IESS

El acreedor es aquella entidad financiera o aquella persona que tiene el derecho de pedirle al deudor que cumpla con la obligación contraída en los préstamos quirografarios. Si ocurriera el caso de que el deudor no devolviera voluntariamente el préstamo, el acreedor podría solicitar que se llevase a cabo por todos los medios legales que fueran oportunos.

Como hemos mencionado antes, los acreedores de los préstamos quirografarios recibirán su cobro cuando ya lo hayan hecho los denominados “privilegiados”. Para que esto suceda, en primer lugar deberán explicar cuáles son los bienes que tiene el deudor. Después de eso, los acreedores tienen el derecho de pedir al deudor un embargo preventivo y por último, podrían pedir su realización si lo desean.

En los préstamos quirografarios, los acreedores privilegiados siempre tendrán la preferencia en todo el proceso de devolución frente a los quirografarios.

También deberemos de tener en cuenta cuáles son los derechos que tiene el deudor y para esto, debemos saber exactamente qué tipos de bienes son los que posee. Por este motivo, tenemos que saber distinguir los bienes esenciales de los sujetos a ejecución.
Si hablamos de “Los sujetos a ejecución” en los préstamos quirografarios, el acreedor tiene el derecho de pedir embargos, medidas precautorias como inhibición, prohibición de innovar o designar un administrador. En resumen, cualquier efecto siempre y cuando no vulnere el patrimonio del deudor, ya que es su propia garantía.
Y en los casos de “Los bienes esenciales” en los préstamos quirografarios, debemos tener en cuenta y recordar siempre que bajo ningún concepto éstos podrán ser embargados y tampoco podrán ser utilizados como un medio de pago de la deuda contraída.

Derecho de retención

Si ocurriera el caso en el que el acreedor recibe como forma de garantía algo ajeno a él, tendrá el derecho de tomarlo hasta que quede saldada la deuda; de esta manera el derecho de retención.
La entidad o la persona que vaya a retener algún bien del deudor hasta que este pague el importe que le dejó, tendrá el derecho al condómino por los gastos que se hayan podido ocasionar debido a ello.
En los préstamos quirografarios, el derecho de retención es uno de los derechos con mas polémica que se ha creado, esto se debe a que no es considerado como un privilegio.
El derecho de retención hace referencia a las acciones posesorias pero no hace referencia a las reales, por ese motivo no se toma como un  privilegio en sí.
Sin embargo, se puede considerar como una medida de seguridad en los préstamos quirografarios, ya que permite recuperar al acreedor parte del dinero que dejó prestado. Esto podría ser mediante un bien del deudor en los casos que no pueda devolver todo el importe prestado a través de una cantidad monetaria.

Acreedores y deudores de los préstamos quirografarios en la antigüedad

Hace algunos siglos atrás, si una persona contraía alguna deuda respondía a la obligación de devolverla con él mismo si hiciera falta.
Esto se modificó a mediados del siglo IV a.C, cuando comenzó a salir la idea del “patrimonio” como una garantía.
De esta forma, las personas o las entidades tendrían una garantía de recuperar todo el dinero o algún bien por valor de la cantidad que habían dejado prestado.
Hay que decir que esto fue una revelación porque en ese momento, no era suficiente una existencia “física” como moneda “de pago”, e incluso se llegaba a jugar con la vida de los deudores.
A partir de ese momento, pasó a ser el patrimonio una forma de que los acreedores cobrarán los préstamos en los casos donde los deudores no disponían de todo el dinero físicamente.

Plazos de devolución de los IESS Quirografarios

En los préstamos quirografarios, los plazos de devolución aunque suelen ser muy variados, se suelen fijar estos plazos alrededor del ciclo de operaciones que la actividad profesional. Esto quiere decir que abarca desde la producción de un bien hasta que este es adquirido por el consumidor final, el cual puede ser una empresa, una persona física o entidad gubernamental.
Por lo tanto, si tenemos una compañía que se dedica a una actividad comercial de hacer lámparas, ésta podría optar por los préstamos quirografarios para solicitar el material. Sin embargo, no tendrá que devolver el préstamo hasta que no le llegue el material que pidió, construya todas las lámparas, las distribuya y otros consumidores directos u otra empresa se las compren.
De esta manera, estamos permitiendo que las empresas puedan tener dinero por adelantado y así puedan disponer de todo el material necesario para poder llevar a cabo el ejercicio de su actividad comercial. Siempre se asegurará la entidad que ha cedido el préstamo que éste le sea devuelto íntegramente cuando se termine la venta de producto y por lo tanto haya recuperado el dinero que solicito.
No siempre los acreedores permiten las devoluciones al final del ciclo de la actividad profesional, sino que muchas ocasiones suelen fijar un periodo de tiempo concreto como 6, 12 o 18 meses a lo largo del tiempo.

Préstamos a corto plazo

Por lo general, los acreedores que dejan dinero a los deudores, lo hacen para que éstos se lo devuelvan cuando haya culminado el ciclo comercial, que suele ser de periodos a corto y en algunos casos a medio plazo.
También hay que tener en cuenta que no todas las empresas pueden realizar en el mismo tiempo su producción. Por estos motivos, en los casos donde se extiende en exceso el tiempo que transcurre desde la producción hasta la venta, las entidades financieras han optado por requerir un plazo fijado.
A continuación mostraremos que se entiende por periodos de tiempo a corto, medio y largo plazo.

  • Periodos de tiempo a “Corto plazo”: La duración es de entre 1 y 2 meses.
  • Periodos de tiempo a “Medio plazo”: Estos suelen o pueden durar entre 2 o 3 meses y hasta un año.
  • Periodos de tiempo a “Largo plazo”: Aquí ya es cuando sobrepasan los 12 meses de duración.

Si tenemos en cuenta que en los préstamos quirografarios se exige que la devolución sea la del importe íntegro prestado más los intereses que se hayan ido generando en el transcurso del tiempo, al deudor no le interesa en ningún concepto ni le beneficiará alargar el tiempo que tiene como plazo de devolución.
Entre más largo sea el plazo de devolución en los préstamos quirografarios, más intereses se le irán acumulando al deudor. Esto significa que la cantidad final que tendrá que devolver será mucho más elevada.

¿Quién puede pedirlo?

Aunque los préstamos quirografarios lo puedan pedir tanto personas físicas como empresas, suele ser más habitual que lo soliciten compañías que necesiten liquidez para poder comprar material, financiar proyectos o simplemente para pagar a algún proveedor.
Suelen confiar en los préstamos quirografarios los acreedores ya que debemos suponer que tras el pago de la empresa para poder empezar, continuar o terminar su actividad comercial, ésta debería de disponer del importe íntegro que se le prestó sin necesidad de tener que alargar más el tiempo devolución.
Cuando son personas físicas las que solicitan los préstamos quirografarios, se debe tener en cuenta las posibilidades que tienen de obtener la cantidad de dinero que se les prestó en un corto plazo, ya que si no es posible que lo devuelvan en el plazo establecido, puede que los préstamos quirografarios no sea el más recomendado para ellos.

Embargo preventivo en los IESS Quirografarios

Sabemos que la situación económica mundial es algo inestable, por lo que cada vez se hace más habitual escuchar la palabra “embargo preventivo” y aquí intentaremos explicar un poco en lo que realmente consiste. Esto es una medida de precaución que se desarrolla en un juicio donde se declara que el deudor debe mantener como garantía a los acreedores sus bienes como forma de pago.

Por ejemplo, en los préstamos quirografarios, para que los deudores no puedan hacer uso de los bienes que han dejado como garantía y los acreedores puedan llegar a recibir el pago de la deuda, el juez procede a realizar sobre el deudor el “embargo preventivo”.
Ahora veremos cuáles son los casos posibles donde el acreedor puede pedir el embargo preventivo en los préstamos quirografarios, bien sea mediante una cantidad monetaria o en especie.

  • Domicilio internacional en los iess quirografarios
    Esto ocurre cuando el domicilio del deudor se encuentra en otro país ajeno al de acreedor, por lo que podría haber un peligro de que ante el proceso judicial, el deudor desaparezca.
  • Certificación de la deuda en los iess quirografarios
    Esto se da desde el momento en que queda confirmada la deuda por una entidad, bien sea pública o privada. En los casos de las empresas (entidades privadas), se necesitará por parte del deudor a 2 testigos que puedan confirmarlo.
  • Contrato cumplido en los iess quirografarios
    Esto se refiere cuando el contrato ha sido firmado por ambas partes, tanto por el deudor como por el acreedor, y que así como se pactó, el plazo haya vencido. En este caso al igual que anterior, serán necesarios los 2 testigos con lo que tiene que contar el deudor para que puedan confirmarlo.
  • Deudas registradas en los iess quirografarios
    También es posible que se lleve a cabo un embargo preventivo, si la deuda estuviera registrada en el Boletín Comercial, en el DICOM en la lista de morosos o en cualquier otro tipo de libro de comercio.
  • Peligro de empobrecimiento en los iess quirografarios
    Si llegase el caso donde hay un empobrecimiento patrimonial, también se podrá pedir que se desarrolle el embargo preventivo como medida de precaución. No obstante, para poder realizarlo se deberá presentar todos los documentos que sean necesarios para certificar dicha situación financiera.

Mandamiento de embargo

El deudor de los préstamos quirografarios deberá ser correctamente informado y notificado cuando se realice un embargo preventivo, también se deberá especificar a partir de qué fecha y los tipos de bienes que quedarán inmovilizados.

El deudor podría “librarse” de este mandato si pidiese auxilio a la fuerza pública.

El embargo preventivo puede ser cancelado por el deudor si éste entrega el total de la cantidad monetaria que debía solventar; este es el único caso donde los funcionarios judiciales podrían suspender el embargo preventivo de los préstamos quirografarios.

Como ya habíamos mencionado en otro apartado, el acreedor que podrá cobrar primero la deuda será el privilegiado, y en el caso de que sobre, podrán cobrar la deuda el resto de acreedores en forma de dinero.

Subir